La huella y la grandeza de Keylor Navas no se limita solamente a lo que el arquero hace debajo de los tres palos jugando para el Real Madrid, el PSG o la Selección Nacional, su gran espírtu y carisma hacen de Navas un jugador fuera de serie.

A través de su findación "Tiempos de esperanza", el guardameta tres veces campeón de Champions League, organizó una actividad masiva con el fin de recolectar juguetes y entregarlos a niños de escasos recursos en esta Navidad.

Navas grande dentro y fuera de la cancha

La actividad consistía en un encuentro físico con el portero a cambio de llevar algún juguete y de esta forma, hacer realidad el sueño navideño de más de 2 mil niños en situación de pobreza; y sus seguidores no decepcionaron.

Una multitud se hizo presente en el centro comercial Multiplaza, ubicado en Guachipelín de Escazú y junto al guardameta, compartieron por largo rato de música, actividades e intervenciones del propio Navas, quien no desaprovechó la oportunidad para llevar su mensaje a quienes apoyaron esta iniciativa.

"Gracias a Dios y a todos los que asistieron y colaboraron en esta gran actividad de la Fundación. Fue una experiencia increíble! Gracias a todos ustedes los niños pueden tener un regalo. Un abrazo grande y que Dios los bendiga a todos! Pura vida!" expresó en sus redes sociales el arquero.

El lugar lucía abarrotado de niños y algunos adultos con caras felices, realizados de tener a su ídiolo en frente y encima, con un obsequio para donar a una causa más que noble, fue una tarde maravillosa, llena de alegría e ilusión para los miles de presentes.

“Veo un montón de familias que estan tocadas por Dios, de traer un regalito y hacer posible que tengamos esos dos mil regalitos” dijo al micrófono el arquero de la Selección tica.

Navas se encuentra por estos días en Costa Rica junto a su familia, disfrutando de algunos días libres por fin de año y mientras el Mundial sigue su curso; posteriormente partirá hacia el viejo continente para integrarse de nuevo a las prácticas del PSG.