El Robinhood SV, equipo que hoy disputa los Octavos de Final de la renovada Concacaf Champions Cup ante Herediano, tiene una historia que se remonta a 1945 y a la Liga de Futbol Descalzo de Surinam. Sus orígenes humildes, marcados por la falta de recursos y la pasión por el deporte, forjaron un espíritu de lucha y superación que ha caracterizado al club a lo largo de su trayectoria.

Además, el Robinhood SV, con sede en Paramaribo, la capital de Surinam, es un club con una rica historia y una profunda tradición en el fútbol. No solo es el equipo más laureado de Surinam, con 24 títulos nacionales en sus vitrinas, sino que también se consolidó como un “equipo grande” en la Concacaf durante las décadas de 1970 y 1980.

Robinhood en Concacaf

En las décadas de 1970 y 1980, el Robinhood se consolidó como uno de los equipos más fuertes de la Concacaf. Su estilo de juego ofensivo y su talento individual lo convirtieron en un rival temido por todos. El club llegó a la final de la Copa de Campeones de la Concacaf en dos ocasiones, en 1976 y 1982, aunque no pudo obtener el título.

¿Cuáles fueron las finales de Concacaf del Robinhood SV contra clubes mexicanos?

La historia de la Concachampions está plagada de enfrentamientos épicos, y uno de los más memorables es sin duda la rivalidad entre los Pumas de la UNAM y el Robinhood de Surinam.En 1980, la final se disputó en un triangular jugado en Tegucigalpa, Honduras. Los Pumas de la UNAM, con un joven Hugo Sánchez en sus filas, se impusieron con autoridad al Robinhood por un marcador de 3-0.

Dos años después, en 1982, la historia se repitió y Pumas y Robinhood se vieron las caras en la final de la Concachampions. Esta vez, el Robinhood actuó como “local” en el Estadio Corregidora, donde el partido de ida terminó empatado sin goles. La vuelta se celebró en el Estadio Olímpico Universitario, en un ambiente electrizante. Los Pumas, con un equipo plagado de estrellas como Ricardo Ferretti, Mario Trejo y Luis Flores, se impusieron por un marcador de 3-2.

La última vez que el Robinhood SV disputó una final de la Concachampions fue en 1983. Su rival en turno fue el Atlante, equipo que se impuso con contundencia en una serie que marcó un antes y un después en la historia del club de Surinam.

El partido de ida, jugado en el Estadio Azteca, fue un verdadero vendaval azulgrana. El Atlante, con un equipo plagado de estrellas como Miguel “El Piojo” Herrera, Efraín “El Cabezón” Sánchez y Hugo Sánchez, dominó de principio a fin y se llevó la victoria por un marcador de 5-0.

¡Atención, aficionados! Únanse a nuestro nuevo canal de WhatsApp de Fútbol Centroamérica y manténganse al día con las últimas noticias. ¡No se lo pierdan!