El torneo de la Primera División en Costa Rica ya inició pero las llegadas y salidas de jugadores en los clubes sigue dando de qué hablar, y una de las más sonadas es la reciente salida de un miembro del Saprissa.

Se trata del joven Sergio Céspedes, jugador de 20 años, quien desde el año anterior forma parte del primer equipo, pero no ha tenido la regularidad ni los minutos en cancha que hubiese deseado y por el contrario, reclama que lo han puesto hasta de "junta-bolas" en partidos oficiales.

Fin de la polémica

Este jueves se supo que tanto el club como el representante del deportista llegaron un acuerdo para que este último pudiera salir del equipo, mediante un documento acuerdo extrajudicial que garantiza una salida sin problemas legales de por medio. 

Este miércoles, la institución morada solo aportó a la prensa una escueta respuesta sobre este tema donde señaló "Se trabaja en un acuerdo beneficioso para las dos partes".

Para este jueves trascendió que las partes finalmente llegaron a un acuerdo, a pesar de que el ligamen entre la institución y el jugador se extendía hasta el 2024, pero ante las quejas señaladas por el deportista, decidieron dejarlo ir.

La semana anterior, Céspedes fue nominado por la Unafut como uno de los mejores jugadores sub-20 junto a otras figuras destacadas en la Liga Promérica como Aarón Suárez de Alajuelense, Royner Rojas de Guadalupe; Kenneth Vargas jugador de Herediano; Ian Lawrence, de Alajuelense y Jewison Bennette, también del Herediano.

Ahora que Céspedes se desligó del monstruo, tiene algunos días para encontrar un nuevo equipo, pues el periodo de inscripciones en Costa Rica cierra el próximo 31 de enero.