Después de esa noche más nunca volvió a ser el mismo

Después de esa noche más nunca volvió a ser el mismo

Este sábado será un día histórico en el mundo del deporte. Después de cinco años los dos mejores boxeadores de hoy en día se enfrentarán en Las Vegas para definir quién es el mejor del mundo, Manny Pacquiao o Floyd Mayweather.

Después de varias negociaciones los dos llegaron a un acuerdo para luchar uno contra el otro por un total de 300 millones de dólares (180 para Mayweather y 120 para Pacquiao). Pero eso no es la única cosa que ha sorprendido a los aficionados del deporte. Lo más increíble del filipino, Manny Pacquiao, es como llegó a ser quien es hoy en día, boxeador y congresista de su país.

El filipino nació el 17 de diciembre en el año 1978 en un pueblo humilde llamado Kibawe. ¨No había hospital, farmacia, doctor, o enfermera que viviera cerca de nuestro pueblo¨ cuenta Manny en su autobiografía llamada ¨Pacman¨. ¨Éramos muy pobres¨ comentó el boxeador.

Y de repente una noche su papa llegó a casa ebrio contaba Manny. En la autobiografía él cuenta que esa noche los dos discutieron y el padre terminó enfurecido. Entonces en su estado de ebriedad y rabia el padre mató al perro de Manny Pacquiao y se lo comió.

¨Mató a mi perro¨ dijo Manny en su autobiografía. ¨Agarro el cachorro que yo encontré y lo mató¨ comentó el boxeador.

Fue este evento que traumatizó al joven Pacquiao el cual le causó huir de su hogar a Manila, la meca del boxeo en las Filipinas. Fue ahí donde Manny Pacquiao vivió en las calles sobreviviendo solamente a base de una dieta de donuts. Al ser pobre y no tener hogar, Manny, estuvo obligado a convertirse en un boxeador profesional a los 14 años de edad.

No fue hasta el año 2009 en el cual Pacquiao volvió a ver a su padre antes de la pelea contra Miguel Cotto. Fue antes de la pelea que Manny perdonó a su padre por lo que había hecho.

+Los mejores KOs de Pacman:

+Inglaterra o España, los destinos de Andy Najar

+Marvin Loría está a prueba con el Nice de Francia

+La FIFA sancionará al Real Madrid y Atlético de Madrid